Lo que le sucedió a un chico en el salón de clases…






El refrán “Siempre pagan justos por pecadores” se cumple a la perfección en este vídeo, localizado en un aula de secundaria de un país asiático en el cual parece que dormir en clase no es motivo de reprimenda, pero sí que uno se expone a ser el blanco de las bromas por parte del resto de compañeros de clase. En esta ocasión el “dormilón” es agredido en un par de veces por su compañero de pupitre, que no duda en asestarle fuertes golpes en la cabeza con gran habilidad, no por los golpes en si sino por la gran rapidez en disimular ser el causante de la agresión.

La paciencia de la pobre víctima tiene un límite y después de recibir un duro golpe con una carpeta se levanta muy enfadado en busca de su agresor. No sabemos si lo reconoció o simplemente fue a por el que tenía más a mano, el chico que se siente detrás de el y que está algo rellenito, que recibe una espectacular patada voladora que lo deja en el suelo.

N 87 - Patada voladora secundaria

Una agresión injusta e inmerecida aunque le ha valido para convertirse en uno de los vídeos más vistos en YouTube. ¿Compensará la fama obtenido a cambio de unos golpes recibidos?

 
 

Política de privacidad